sábado, 26 de noviembre de 2016

Encuesta revela Una de cada tres mujeres en Bolivia justifica la violencia de su pareja

La Encuesta de Prevalencia y Características de la Violencia Contra las Mujeres en Bolivia, que realizó el Instituto Nacional de Estadística (INE), reveló que una de cada tres mujeres en el país justifica la violencia por parte de su pareja, en determinadas circunstancias, informó el director del Instituto Nacional de Estadística (INE), Luis Fernando Pereira.

Según el Director del INE, la encuesta revela que una de cada tres mujeres en Bolivia justifica la violencia, cuando existe infidelidad de ella, por no obedecer y faltar el respeto a su pareja, no cuidar bien a los hijos, salir mucho o hablar con otros hombres.

“Las mujeres, ellas mismas justifican la violencia que reciben, o que la mujer en general recibe; entendido como una conducta normal en determinadas circunstancias. 1 de cada 3 mujeres urbanas y rurales justifican la violencia física hacia las mujeres por la infidelidad de la mujer, por no obedecer a la pareja, por no cuidar bien a los hijos e hijas “, informó, al presentar la encuesta.

Por otro lado, dijo que la encuesta demostró que una de cada cuatro mujeres están de acuerdo con los roles tradicionales de género, es decir que existen trabajos determinados para hombres y mujeres.

También dijo que más de la mitad de las mujeres están de acuerdo con que el hombre es el principal proveedor del hogar a nivel económico, y que ellas deben dedicarse más a cuidar a los hijos, en especial en el área rural, pero en el urbano la situación se modifica un poco.

Pereira sostuvo que la encuesta establece que un tercio de las mujeres en el país considera que la disciplina de los hijos es un rol del varón; mientras que el 25% manifiesta que “la violencia contra la mujer es un asunto de la familia y ahí debe quedar, es decir que no hay que denunciar, que no hay que compartir y que hay que resolver internamente”

INFORMACIÓN

El Director del INE remarcó que la encuesta sirve para proveer información estadística sobre la violencia contra la mujer, en una suerte de línea de base de los registros para tener un sistema de seguimiento y crear políticas públicas al respecto.

Detalló que la encuesta se realizó entre el 5 de septiembre y el 13 de noviembre, en el territorio nacional, en base a cuatro cuestionarios, uno referido a los miembros del hogar, el segundo de mujeres casadas unidas, el tercero para mujeres separadas o viudas y un cuarto para las solteras.

La encuesta contaba con 180 preguntas y su ejecución fue financiada por la cooperación española, alemana y recursos del Tesoro General de la Nación, además de contrapartes del Ministerio de Justicia y del INE en el ámbito procedimental. El trabajo fue realizado por encuestadoras.

Hoy, 25 de noviembre, se conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, instituido por la ONU en 1999 a raíz del asesinato de las hermanas Mirabal, que se opusieron a la dictadura de Rafael Leónidas Trujillo en República Dominicana y fueron emboscadas y asesinadas un día como hoy de 1960.

DEMANDA

Por otra parte, madres, padres, hijas e hijos, hermanos y hermanas de víctimas de feminicidio encabezaron la masiva marcha que colapsó el centro de la ciudad pidiendo a una sola voz justicia por las mujeres que murieron a manos de sus parejas.

Los preparativos de la marcha exigieron varias semanas de trabajo, activistas autoconvocadas se reunieron en plazas y en domicilios particulares, pusieron su cuota personal y desplegaron toda su creatividad en las redes sociales para convocar a una protesta ciudadana, sin protagonismos políticos ni institucionales.

FUNCIONARIOS

Por otra parte, un total de 30 mil funcionarios y funcionarias públicas de todo el país ya han tramitado su certificaciones del Sistema Integral Plurinacional de Prevención, Atención, Sanción y Erradicación de la Violencia (Sipasse) de antecedentes de violencia y, de ellos, se ha detectado a 10 personas con sentencias condenatorias ejecutoriadas por casos de violencia de género.

CASOS

Por otra parte, el director nacional de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (FELCV), Miguel Narváez, reportó el viernes 30.407 casos de violencia contra la mujer y 66 feminicidios entre enero y octubre de este año, en un informe que brindó en el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer.

“En esta fecha especial, la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (FELCV), que se creó en julio del 2013, se sumó a esta marcha de reivindicación, a lucha que enfrentamos en la sociedad boliviana para erradicar toda forma de violencia hacia la mujer”, explicó en declaraciones a la ABI.

viernes, 25 de noviembre de 2016

Se movilizarán en contra de la violencia a la mujer



Hoy es el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer y Santa Cruz de la Sierra no es ajena a este mal ni a las manifestaciones en su contra.

Establecido por una resolución de la Asamblea General de la Organización de la Naciones Unidas (ONU), el día de la lucha contra la violencia de género movilizará a distintas organizaciones e instituciones cruceñas, públicas y privadas.

En la mañana, la presidenta del Concejo Municipal, Angélica Sosa, convocó a la población a una movilización desde la plaza del Estudiante y que deberá acabar en la Manzana Uno.

“Me voy a sumar al Ejecutivo municipal que será liderado por la secretaria de Desarrollo Social, Rossy Valencia. Participaremos de una marcha alegre de forma responsable para valorar el respeto, la igualdad y el trato que debe tener toda mujer”, dijo Sosa.

Por su parte, la Gobernación tendrá una feria de exposición donde las mujeres emprendedoras expondrán adornos navideños con diversos materiales. También habrán expositoras de diferentes instituciones. El evento empezará a las 10:00 en la plaza El Mechero, a las 10:00.

Y para la tarde, a las 17:00, diversas organizaciones civiles se concentrarán en el Palacio de Justicia bajo la consigna #NiUnaMenos y se movilizarán a la plaza 24 de Septiembre.

Feminicidios
Según datos de la Fiscalía General del Estado, desde enero hasta octubre del presente año se han registrado 94 casos de feminicidios en el país, siendo La Paz y Cochabamba las regiones con más hechos.

La Paz reporta 27 casos; Cochabamba, 25; Santa Cruz, 17; Chuquisaca, 4; Oruro, 5; Tarija, 4; Potosí, 8; Beni, 3 y Pando, 1.

jueves, 24 de noviembre de 2016

Reportan 94 feminicidios entre enero y octubre



Bolivia registró 94 feminicidios entre enero y octubre de este año, cifra superior a los 93 de todo 2015, informó este jueves la Fiscalía General del Estado, en medio de pedidos para que el Estado declare alerta nacional.

Con 27 casos, La Paz es la región del país que concentra el mayor número de feminicidios, seguido de Cochabamba (centro) con 25 y Santa Cruz (este) con 17, según Wálter Vizcarra, director de Protección a Víctimas y Testigos de la Fiscalía General del Estado.

Del total de casos, "hasta octubre ya hemos concretado 18 sentencias condenatorias (..), cinco se extinguieron por muerte del imputado y el resto de casos se encuentra en etapa de investigación", abundó Vizcarra.

El delito de feminicidio -muerte violenta de mujeres por razones de género- está sancionado con una pena de 30 años de cárcel sin derecho a indulto, la máxima del país.

Los datos surgieron en la antesala de conmemorarse el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer y en medio de llamados a que el gobierno declare alerta nacional por la ocurrencia de un promedio de 9,4 feminicidios por mes, el registro más alto de la historia nacional.

Bolivia cerró 2015 con 93 procesos por esta causa, por lo que se constituye en uno de los países con más altos índices de feminicidios, según un reciente reporte del Centro de Información de las Naciones Unidas en Bolivia (CINU).

Desde la promulgación de la Ley de Defensa de la Mujer, en 2013, el independiente Centro de Información y Desarrollo de la Mujer (Cidem), reportó hasta 2015 un total de 270 feminicidios.

miércoles, 23 de noviembre de 2016

Población marchará contra la violencia y feminicidio

La directora de Género y Gestión Social del Gobierno Municipal, Ana María Saavedra, informó que, con el objetivo de concientizar y sensibilizar a la población, este viernes se realizará una marcha en contra de la violencia y el feminicidio.

Para el efecto, la funcionaria edil señaló que se ha iniciado la tarea de salir casa por casa en los diferentes barrios, porque uno de los principales objetivos es frenar el problema del feminicidio, especialmente en la ciudad de El Alto, debido a que hasta la fecha según Saavedra, ya van nueve personas que han fallecido a causa de este problema durante la presente gestión.

“Tenemos el objetivo de ser uno de los municipios referentes en esta sensibilización y la concientización, para que, de esta forma, se pueda propagar todo este tema en toda la población que, como ciudad de El Alto, se ha convertido en una preocupación, porque esto no solo queda ahí, son secuelas que quedan también para los familiares”, manifestó Saavedra.

FALENCIAS

Para la Directora de la Género y Gestión Social del Municipio, si en este momento todavía no existen más datos de feminicidio en todo el país es porque varias de las leyes no están bien estructuradas.

“Lamentablemente en muchos de los casos que conocemos todo un proceso por el que tiene que pasar la mujer, por lo que, finalmente, por falta de tiempo y dinero las víctimas se desaniman a continuar el caso y de esta forma también varios de los culpables que sedan sin una sanción tal como debe ser en estos casos”, explicó la funcionaria.

martes, 22 de noviembre de 2016

Otorgan detención domiciliaria a Luis Kushner

La juez Primero Anticorrupción y Lucha Contra la Violencia hacia la Mujer, Cynthia Delgadillo, en audiencia de medidas cautelares, determinó ayer, la detención domiciliaria preventiva de Luis Kushner, dentro del proceso abierto por su exesposa, Alejandra Saavedra, según informó la abogada Elizabeth Vizcarra, que representa a la víctima.

En la audiencia que se desarrolló ayer por la tarde, Viscarra afirmó que la medida fue asumida por la juez, luego de que se acreditara la probabilidad de autoría del delito denunciado.

Delgadillo, por tratarse de un delito que compromete a una mujer, en torno de la Ley 348, declaró la reserva del caso.

Señaló que se presentaron todos los elementos que sindican a Kushner, entre ellos certificaciones médicas, informes periciales, declaraciones testificales, extractos de llamadas telefónicas y hasta mensajes de WhatsApp, según el reporte de ANF.

Luis es hermano de William Kushner, este último está detenido preventivamente en el penal de San Pedro tras ser acusado de ocasionar la muerte de Andrea Aramayo.

APELACIÓN

Por otro lado, Viscarra explicó que se apeló la determinación de la juez debido a que consideran que Kusnher tiene la facilidad económica de salir del país en cualquier momento, por lo que pedirán también su arraigo.

Sin embargo, en su criterio, con esta audiencia se ha cumplido la etapa preparatoria por lo que, ahora, el Ministerio Público debe emitir la acusación y el caso pasará una etapa de juicio oral.

CONTRAPARTE

Por su lado, Audalia Zurita, abogada de Kushner, en contacto telefónico con EL DIARIO, pidió no emitir declaración alguna debido a que el caso fue declarado en reserva.

lunes, 21 de noviembre de 2016

María Esther Pozo, activista femenina

Teoría y acción cochabambina “cien por cien”

“Mi infancia ha transcurrido en una familia de clase media”, describe María Esther Pozo Vallejo, sobre la primera etapa de este camino llamado vida, que inició el 9 de junio de 1956.

“Nunca me ha faltado nada, pero tampoco me han sobrado cosas”, indica. Su elección de palabras no es accidental, el “clasismo” amenazó con marcar su identidad en varios momentos, pero bajo la reflexión del marxismo, –un pensamiento que antes que a ella, atrapó a su progenitor, Gualberto Pozo – supo evitarlo. “Mi papá tenía una fuerte influencia socialista (…) En la casa, había mucha sensibilidad social”, recuerda María Esther, quien desde niña escuchó a su padre protestar por la pobreza de las mayorías y la riqueza de unos pocos en el país.

Imbuida desde esos años del espíritu crítico propio del marxismo, María Esther encontró en el colegio Santa Ana un espacio familiar. “He estado en varios colegios de monjas; pero es en Santa Ana donde se profundiza mi sentido social”, afirma, haciendo alusión a una religiosa de esa institución que llegó a ser senadora del Movimiento Al Socialismo (MAS).

Considerando estos antecedentes, el que la joven María Esther ingresara a la carrera de Sociología de la Universidad Mayor de San Simón (UMSS) resultaba natural y consecuente. Y, si su hogar y la escuela sembraron las semillas de la teoría socialista en su mente la universidad permitió su germinación hacia la práctica contestataria.

Casi desde su ingreso a la UMSS, ella militó en organizaciones ligadas al movimiento obrero –como el Ejército de Liberación Nacional (ELN) y el Partido Socialista Boliviano (PSB)– y participó, con “alma, vida y corazón”, en manifestaciones estudiantiles.

“El 76 hubo una represión al resurgimiento de la autonomía (…) Varios compañeros fuimos detenidos en la ciudad de Cochabamba y trasladados a La Paz”, recuerda sobre ese episodio, en el que la acompañaron dirigentes jóvenes como José Luis Flores y Alfonso Canaza.

Fue en estos políticamente emocionantes años universitarios que María Esher comenzó a adscribirse a un “pliego petitorio” que hasta entonces no había considerado realmente.

“Nos dimos cuenta de que nuestras demandas de mujeres no estaban presentes en las demandas de los partidos. Nosotras nos ocupábamos de escribir los comunicados y de preparar cafés, pero no asumíamos instancias de decisión”, analiza ahora Pozo, reconociendo que esas actitudes patriarcales de los partidos, más que molestarla o perjudicarla, incentivaron su naciente feminismo.

“Creo que es un aspecto positivo del patriarcado”, reflexiona, añadiendo que en ese periodo un gran número de mujeres se volcó a la universidad para demostrar que podían hacer más que “cocinar bien rico”.

docente y activista

Meses después de egresar de la carrera, Pozo se encontró en un rol al que nunca pensó dedicarse de manera exclusiva: esposa y ama de casa.

“Yo no tengo el recuerdo de mi mamá cocinando, lavando, planchando todos los días; yo tengo el recuerdo de mi mamá trabajando”, indica Pozo sobre María Nemecia Vallejo, una mujer que se dividía entre el hogar y su actividad como comerciante.

“Gran parte de mi vida universitaria he estado divorciada, justamente porque tenía que elegir entre trabajar o quedarme en la casa, y opté por lo segundo”, comparte la investigadora.

Sin embargo, la creciente incomodidad de María Esther por no desenvolverse laboralmente encontró un respiro en la oportunidad que encaminaría el resto de su vida.

“Me encontré con el que entonces fue rector, Jorge Trigo Andia, y me preguntó qué estaba haciendo. Yo le dije que nada”, relata. Sorprendido por la respuesta de la otrora brillante estudiante, Trigo le pidió presentarse al siguiente proceso de selección de docentes.

Renovada en su confianza, el año 1982, Pozo siguió la instrucción y postuló para dar clases en la Facultad de Ciencias Económicas. “Entré de docente en la materia de Metodologías de la Investigación”, cuenta la socióloga, quien está cerca de cumplir 35 años de docencia en la UMSS.

Unos años después, Pozo y un grupo de colegas de Sociología iniciaron el Centro de Estudios y Trabajo de la Mujer (CETM), una Organización No Gubernamental dedicada a desarrollar proyectos para mujeres indígenas.

Casi a la par, desarrollaba acciones para visibilizar la temática de género en el espacio universitario e intelectual.

“Con ayuda del IESE (Instituto de Estudios Sociales y Económicos - UMSS), estaba ahí Gustavo Rodríguez, sacábamos unas publicaciones que se llamaban Nosotras, un suplemento del periódico OPINIÓN, que salía semanalmente”, rememora la socióloga, para quien, a pesar de que es innegable que el movimiento femenino ha logrado importantes avances en cuanto a derechos, aún queda mucho por hacer.

“De otra forma, los índices de violencia no estuvieran en la medida que están ahora”, lamenta, reforzando sus ganas de seguir en la lucha.

Defensor del Pueblo llama a marcha “Ni una menos”

Ante el creciente índice de feminicidios en Bolivia, la Defensoría del Pueblo llamó a una movilización en La Paz, el 25 de noviembre a las 16:00 en la plaza Isabel la Católica.

Con el lema "Ni una menos", se quiere conmemorar el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

El defensor del Pueblo, David Tezanos Pinto, inauguró ayer las jornadas culturales contra la violencia.

Explicó que las estadísticas de casos de violencia contra la mujer siguen siendo "muy altas" a pesar de la Ley Integral 348 para Garantizar a las Mujeres una Vida Libre de Violencia, que fue aprobada para sancionar, pero también para proteger a las mujeres de la violencia a la que están expuestas en diferentes espacios.

“En el país se avanzó en normativas, pero aún se vulneran derechos”, aseguró.

En lo que va del año, según la Coordinadora de la Mujer, Laura Guachalla, se registraron 89 feminicidios en el país.

"Es la forma más extrema de violencia y es la más perversa. Reúne todas las formas de violencia física, sexual y psicológica", dijo.

La activista en defensa de los derechos de las mujeres manifestó que la problemática no se puede restringir solo a una referencia estadística sino a una reflexión integral sobre la construcción social y las consecuencias, en todo nivel, para el entorno familiar de la mujer que vive violencia o es asesinada.

"Mientras se naturalice la violencia vamos a estar con índices altos”, afirmó.

Objetivo

La movilización busca impulsar acciones concretas que permitan revertir las elevadas cifras.